Cómo ser libre

Escrito por el 19/05/2020

Cómo ser libre

Las personas buscan la libertad personal en las actividades que hacen. Buscan cómo ser libres a través de la libertad financiera, creyendo que al tener dinero en abundancia se sentirán completamente libres. Se mueven en la poligamia para sentir que no están atados en ningún vínculo concreto.  Otras personas son muy conscientes de que no lo son, se sienten atadas a relaciones, a situaciones, o no actúan por miedo a lo que pueden experimentar. Y otras más se atan al deseo, a la necesidad de tener aquello que creen que les hará felices. O hacen lo que quieren cuando quieren, dejándose llevar por la búsqueda del placer, sin atender a la propia responsabilidad que implica el mismo concepto de libertad.

 

Porque la libertad implica una responsabilidad. La responsabilidad de elegir.

Desde mi punto de vista, la libertad se encuentra en nuestra mente. En esta época de confinamiento, por ejemplo, hay personas manifestándose porque sienten que les coartan su libertad. Que les dicen cuando pueden ver a sus padres o a su família. Lo entiendo. Sin embargo, creo fervientemente que eres libre. Libre de decidir qué hacer. De decidir si sigues las normas establecidas por los gobiernos o no. Sé que es muy revolucionario lo que estás leyendo. Pero al final, eres libre. Ahora bien. Estará bajo tu propia responsabilidad lo que hagas o lo que no hagas. Si, supuestamente, vas a ver a tus padres y los contagias, será bajo tu responsabilidad. Es lo que hay que tener claro. Es decir: Tú puedes decidir si sigues las normas o no. Ahora bien, una vez decides seguirlas, no tiene sentido que te enfades, te amargues o te frustres.

 

Cómo ser libreNo eres libre cuando:

  • Sigues las normas y te enfadas o te quejas por ellas.
  • Te esclavizas a un concepto de libertad en concreto (dinero, parejas, hedonismo o placer)
  • Aguantas situaciones y te sientes impotente en ellas, pero sigues aguantándolas.
  • Te dejas encarcelar por tu mente y tus creencias, tus prejuicios y tus miedos.
  • Te desapegas de todo y de todos para no sufrir (apegado al miedo a sufrir)

Eres libre cuando:

  • Eliges conscientemente.
  • Liberas tu mente de creencias que te limitan y te impiden ser plenamente feliz.
  • Estás en el momento presente y lo disfrutas al 100%
  • Equilibras tu mente y tu corazón.
  • Aceptas lo que no puedes cambiar y lo que no depende de ti (eso libera mucho cuando se logra desde el corazón y no solo desde la teoría)
  • Vas en busca de tu propia libertad interior. Más allá de lo material. Más allá de lo relacional.
  • Reconoces el poder que hay en ti, que nada es permanente, que todo fluye hacia tu mayor bien.

 

Qué puedes hacer para ser más libre:

  1. Trabaja en el autoconocimiento: es esencial para poder descubrirte, conocerte y alinearte.
  2. Sé coherente con tus valores
  3. Vive una vida minimalista: esto no quiere decir que no disfrutes del lujo y la abundancia si la tienes en tu vida, pero no te aferres.
  4. Vive en desapego pero en entrega. (WOW!) En desapego de los deberías y de las personas, situaciones y materia. En entrega a lo que tengas en tu realidad presente.
  5. Sintonízate con la energía del amor. Cuanto más amor sientas dentro de ti. Menos esclavo serás de tu entorno. ( Artículo el apego no es amor)
 
Sumario


Comentarios

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo no se publicará.Los campos requeridos están marcados con *



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Abrir chat
Quiero saber...