La intuición

Ese gran desconocido pero sin embargo tan atrayente. Todo el mundo habla de la intuición pero es difícil definirla. La intuición es la habilidad de comprender o percibir algo de manera clara e inmediata, sin la intervención de la razón.

El intelecto tiene que ver con la razón y con la mente mientras que la intuición tiene que ver con el corazón. Actualmente se sabe científicamente que el corazón emite un campo electromagnético por lo menos 10 veces más fuerte que el cerebro. Y digo por lo menos, porque los aparatos que tenían para medir cuando hicieron la investigación, solo llegaban a esas 10 veces más. Por tanto, tal vez incluso llegue más lejos la información del corazón. No es casualidad tampoco, que el primer órgano que se crea en el bebé, sea el corazón. ¿Qué tendrá este órgano que nos lleva locos emocionalmente y es quien nos hace vivir con pasión?

 

El corazón

El corazón tiene más de 20.000 neuritas sensoriales, que sería algo parecido a las neuronas del cerebro. Por lo que hay mucha información en nuestro corazón que en una sociedad occidentalizada como son Europa y EEUU, estamos obviando. El corazón es la llave del área emocional, y cuando uno aprende a dejarse llevar por él, su vida se vuelve más amorosa, más sentida, fluida y auténtica.

Se ha venerado durante demasiado tiempo el cerebro y la razón: «soy una persona muy racional» como si fuera lo mejor del mundo. Todo lo que no se podía comprobar de manera tangible era relegado a algo místico, espiritual, friki. Pero amigos, actualmente, la ciencia explica de manera muy clara cómo funciona nuestro cuerpo y qué conexión tenemos con el campo que nos rodea.

La mente es el instrumento, pero el corazón es el director de orquestra       (Laia Giménez)

Si has leído otros de mis artículos y si me sigues en mi canal de youtube (puedes ver mis vídeos aqui) ya sabes que estamos formados por átomos (fotones en su partícula más pequeña) y que el campo que nos rodea y que nos parece vacío también. Existe una intercomunicación constante entre el campo y nosotros, y esto explica por qué y cómo nuestro corazón emite pero también recibe información del entorno. Cuando esa información NO la pasamos por la razón o el intelecto pero la sentimos y sabemos que es cierta o simplemente sabemos qué información es, hablamos de intuición.

Cuando estás desconectad@ de tu intuición

Si bien es cierto que todos de una u otra forma podemos tener intuiciones, hay personas más intuitivas que otras. La intuición es como el sexo:) cuanto menos lo haces menos ganas tienes y cuanto más lo haces más ganas tienes. En la intuición si no la escuchas, cada vez se va a expresar menos o más flojito. Con lo que es necesario saber escuchar y potenciar este talento que TODOS tenemos para lograr una vida más plena.

intuicion
Estás desconectad@ de la intuición si:
  1. Siempre que tomas decisiones buscas hacerlo desde la razón
  2. Nunca te dejas llevar por tus emociones
  3. Cuando sientes algo lo relegas a un segundo lugar, lo niegas o lo reprimes.
  4. Buscas siempre siempre siempre tener todo controlado
  5. Solo crees en lo que tus 5 sentidos te muestran

 

Potenciar la intuición no solamente es posible, sino que es tu responsabilidad si quieres disfrutar de una vida plena y extraordinaria. Además, la intuición va relacionada con la glándula pineal, la consabida molécula espiritual, que nos permite tener experiencias místicas estudiadas por la misma NASA desde hace décadas.

Los beneficios de estar alineado con tu intuición son:

  1. Ahorrarte quebraderos de cabeza:)
  2. Vivir experiencias extraordinarias gracias a seguir tu intuición (conocer gente, hacer ciertas actividades, todo ello intuitivamente)
  3. Tener una vida más feliz, más serena, más emocionante, libre de bloqueos y experiencias negativas repetitivas
  4. Tomar decisiones de forma más o menos fácil y saber que todo irá bien
  5. Avanzarte  a posibles situaciones futuras

A continuación vamos a ver algunas opciones para desarrollar tu intuición. Algunas te van a requerir más entreno que otro, dependiendo de cuán intuitiv@ ya seas de manera natural:

  1. Escucha tu cuerpo qué te dice respecto a una situación o día en particular. No hablo de la emoción volátil de «ahora estoy así y luego asá» sino de algo más permanente, más estable. Por ejemplo cuando yo puse un centro con 2 socias más, tuve la intuición que era el paso que tocaba hacer, aunque racionalmente no tenía evidencias que lo apoyaran. Seguí mi intuición y fue una experiencia de gran aprendizaje y emoción. Cuando decidí dejar ese negocio y ponerme sola por mi cuenta, me costó 1 año entero hacer lo que mi corazón ya sabía. Solo porque mi mente se negaba y consideraba que era retroceder (ya que además, siempre había sido un sueño que hice realidad). Sin embargo, ahora veo que fue LA MEJOR decisión que me liberó y me permitió avanzar.
  2. Medita, medita, medita. La meditación es como una ducha mental, que pone la mente al servicio del corazón. Después de meditar uno está más conectado, más receptivo,más intuitivo. Hacerlo a largo plazo solo te va a reportar beneficios.
  3. Haz actividades que te conecten con esa área por ejemplo bailar (dejándote llevar, no se te ocurra contar los pasos!), cocinar, escribir, pintar, etc. Fíjate que son actividades creativas. Da igual si se usa la mente.
  4. Realiza alguna sesión para desbloquearte. Tienes diferentes opciones según tus preferencias: Reiki, Sanergia, ThetaHealing, Reprogramaciones mentales, Constelaciones Familiares, Homeopatia, etc.
  5. Aliméntate bien. El exceso de tóxicos interfiere en la comunicación entre tú y el campo. Cuanto más equilibrada sea tu alimentación mejor.
 

Etiquetado como



Comentarios

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo no se publicará.Los campos requeridos están marcados con *


Continua leyendo


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies